Blog

El roble nacional una alternativa para sus pisos

Aunque este término es usado para definir diferentes especies, se le considera nativo del hemisferio norte, su nombre se deriva del latin robur, por lo que desde se le considera sinónimo de robustez o fuerza. Es por esto que es muy popular la frase “Tan fuerte como un roble.

Existen muchas especies de robles tanto europeos como americanos y su madera es muy apreciada. Pueden vivir hasta 200 años y existen testimonios de haber alcanzado los 1600 años de vida.
Un bosque de robles se le define como robleda, robledo o robleda. Su nombre científico es Quercus (que designa tanto al roble como al encino)

Al roble mexicano se le conoce también como encino y de acuerdo con Wikipedia: “México es el país con la mayor cantidad de especies de Quercus (llamadas encino localmente) del mundo, con alrededor de 125, siendo el género de árbol más común de dicha nación”.´ Sin embargo fuentes gubernamentales mencionan que son 160 de las cuales 107 son endémicas, es decir que sólo crecen en México.

Debido a que su corteza contiene una sustancia astringente (taninos) se le utiliza para curtir cueros y fabricar corchos de vino. El roble europeo es conocido por su uso para hacer barricas en donde esta bebida se añeja.

El piso de madera de roble más común es el que se le conoce como encino o roble blanco, que en general es un piso importado ya sea desde Estados Unidos o Europa, existen en versiones de ingeniería o sólido.

En México hay roble o encinos blancos, rojos y negros o de capa dorada que crecen sólo en Baja California y Sonora, son muy usados para pisos de madera sólidos. Se destacan básicamente por su resistencia


Los pisos de madera de roble nacional o encino nacional son ideales por su dureza y presencia. Pero su personalidad es tan diversa y profunda como nuestra propia cultura. Sus tonalidades van desde lo claro a lo oscuro lo que permite crear un ambiente original y en armonía con nuestro modo de ser y actuar.